Compromiso de diálogo baja la tensión con la estiba

Armadores y representantes de las prestadoras de servicios manifestaron voluntad para discutir las tarifas. Por su parte, el Consorcio ratificó que no abrirá el registro de operadores.

Luego de algunos días marcados por contrapuntos, armadores, representantes las prestadoras del servicio de estibaje y autoridades del Consorcio Portuario Regional de Mar del Plata lograron encauzar el diálogo.

Ocurrió durante una reunión realizada hoy al mediodía en la sede del ente administrador. Entre otros actores del sector, asistieron José Moscuzza, Darío Sócrate (Cepa), Diego García Luchetti (Cámara de Armadores), Juan Greco (Asociación de Embarcaciones de Pesca Costera) y César Cicciotti (Udipa).

Por parte la estiba estuvieron presentes Alberto Ovejero (Hipocoop), Carlos Sepúlveda (Cesap), Alberto Rosas (Fecooaport) y el secretario general del Supa, Carlos Mezzamico. Afuera del recinto, estibadores acompañaron cortando el tránsito manifestándose.

Al término del encuentro, voceros de ambas partes ratificaron la decisión de discutir en una mesa la tarifa que regirá la descarga y el armado de buques pesqueros. “Quedamos en juntarnos la semana que viene”, expuso una de las fuentes consultadas por Pescare.com.ar.

Por su parte, el presidente del Consorcio, Martín Merlini, descartó la posibilidad de abrir el registro para el ingreso de eventuales nuevos operadores a los muelles.

“Merlini ratificó delante de todos los presentes que no es la idea de él, ni del Consorcio, ni de nadie la de abrir el padrón de estibadores, así como tampoco abrir el registro de empresas de estibaje”, expuso Mezzamico ante los trabajadores.

El cortocircuito había comenzado a escalar días atrás cuando desde la estiba le comunicaron a las empresas la decisión unilateral de aumentar el servicio, llevando, por caso, el valor por cajón descargado de 30 a 46 pesos.

El pretendido incremento del 50 por ciento, sumado al ya registrado en marzo pasado alcanzaba casi el 80 por ciento, duplicando la inflación estimada para este año. De allí la inquietud en las diversas cámaras empresarias.

Al parecer, en estos días se mantendrá el anterior cuadro tarifario a la espera de definiciones: “Las cámaras de armadores pusieron fecha con las distintas empresas de servicios para pactar la nueva tarifa. Después, las empresas de servicios se sentarán con el Supa para ponernos de acuerdo sobre cuándo se va a pagar el aumento, de septiembre para adelante”, expuso Mezzamico.

El entendimiento parcial permitirá que por ahora la actividad sea normal. Atrás quedó la posibilidad de que se paralice el movimiento en los muelles locales.

Fuente: Pescare

No hay comentarios