Contessi perfila su segunda botadura del año

El "Acrux" posicionado.

El próximo 9 de agosto bajará de sus gradas al buque fresquero “Acrux”, de la firma De Angelis y Logghe S.A. Plena actividad en el astillero.

A casi dos meses de haber entregado el buque costero “Bagual”, Contessi ya perfila una nueva botadura, la del fresquero de doble cubierta “Acrux”. El acto fue programado para el próximo jueves 9 de agosto, a las 15.30.
 
Para el astillero es su barco número 128 y lo toma en un momento de plena actividad, con toda su capacidad instalada operando. Otros tres buques está erigiendo en la nave central. En el grupo se destaca un moderno tangonero congelador de 39 metros.

En el caso del “Acrux”, la construcción tiene a la firma De Angelis y Logghe S.A. como responsable. Se trata de una unidad 28,50 metros de eslora; 28,13 de eslora de arqueo; 7,80 de manga moldeada; y 3,65 de puntal moldeado.

Barco versátil

Es una embarcación versátil, apta para realizar pesca de arrastre y media agua con un detalle central: está diseñada para operar tanto con redes convencionales como con tangones. Aunque, según pudo saber Pescare.com.ar, tendrá puerto de asiento en Mar del Plata.

En relación a la doble cubierta, permitirá que todo el trabajo de clasificación se lleve adelante bajo techo. La captura se descargará desde una rampa de popa al pozo aislado de acero inoxidable y desde allí se desplazará con cintas transportadoras por la planta de elaborado.

Un vez allí, el recurso será lavado automáticamente y diferido a la bodega refrigerada para su encajonado con hielo. Desde el astillero, proyectan que con esta modalidad de trabajo el pescado o marisco recibirá un mejor tratamiento y la tripulación ganará en seguridad.

Al mismo tiempo, los alojamientos y espacios habitables se encuentran sobre la línea de flotación y cumplen con las nuevas regulaciones de la Organización Internacional de Trabajo (OIT) en materia de confort y seguridad para los trabajadores.
Colocación de la pieza santa. Foto: Contessi.

Habituados a cubrir el segmento de embarcaciones costeras, será el primer fresquero de altura que emerge de esta factoría desde noviembre de 2009. Entonces había sido el “Salvador R”, que sigue operando desde la estación marítima local.

“Nuestro país necesita renovar su flota pesquera y podemos hacerlo en la Argentina (…) Tenemos mucho por celebrar y muchos otros proyectos por los cuales luchar”, recuerda el astillero en la tarjeta de invitación al acto.

En ese sentido, la empresa fundada por “Don Federico” incrementó un 26 por ciento su personal en el último tiempo. También incorporó nueva maquinaria, mientras programa la construcción de una nueva nave que permita encarar obras de mayor porte.

Sin embargo, en términos más amplios, la industria naval necesita ser apuntalada mediante la disponibilidad de herramientas financieras aplicables a la actividad pesquera y menos demoras en las transferencias de los permisos. Su producción en superficie está dando muestras de posibles resultados.

No hay comentarios