¿Un pedido extra de guías para transportar langostinos?

La investigación interna en la Secretaría de Pesca por una presunta banda organizada para el contrabando de langostinos, apuntaría a dilucidar la emisión de guías falsas para el transporte de cargas. 

En las últimas semanas se habría dado una sobredemanda de formularios destinados a confeccionar las guías.  

A partir de la nota publicada esta semana por EL CHUBUT, dando cuenta que de la mano del «boom» del langostino estaba creciendo el contrabando, el secretario de Pesca de la Provincia, Adrián Awstin, reveló que en tan solo un mes transcurrido del presente año, ya se decomisó el doble (50 toneladas) de cargas clandestinas que en todo 2017 (25 toneladas). Incluso en 2015 el decomiso había sido cero y al año siguiente 12 toneladas, lo que marca aún más el exhorbitante crecimiento del contrabando detectado. 

Pero además, el funcionario adelantó que separarían del cargo a funcionarios y empleados de la Secretaría de Pesca, por sospechas de integrar una supuesta «banda organizada para el contrabando de langostinos». 

Lo que levantó la sospecha, fue la aparición de guías falsas en los últimos procedimientos en los que tuvo un importante rol la Gendarmería Nacional. 

A partir de esos acontecimientos, fuentes de la misma Secretaría hicieron saber a EL CHUBUT, que en las últimas semanas habría existido una demanda de formularios para confeccionar guías de transporte superior a la habitual. 

Tanto así sería, que apenas llegado a la Imprenta Oficial de la Provincia el papel químico que se utiliza para tal fin, se hizo el retiro de los formularios. 

Pero lo que resulta aún más llamativo, es que muy pocos días después habría regresado personal de Pesca a la Imprenta pidiendo más formularios para guías, pese a que ya se había consumido todo el papel químico. 

Habrían argumentado los empleados de la Secretaría que estaban necesitando más guías porque les faltarían algunas. 

No hay comentarios